Como lograr una primera buena impresión

Como lograr una primera buena impresión

Ten una apariencia externa adecuada.Un estudio de  descubrió que la forma de vestir y la postura influyen en la primera impresión.  

Tendemos a preferir a las personas que son parecidas a nosotros. En la antigüedad las personas diferentes suponían una amenaza. Eso ha quedado posiblemente de alguna manera en nuestros genes.

Es importante conocer a las personas con las que tratarás y el ambiente en el que vas a moverte. Si vas con traje y corbata a una reunión de los ángeles del infierno es más probable que te den una paliza a que te nombren su nuevo presidente. Si vas vestido de punk a la reunión del consejo de administración es posible que sea tu última reunión. Aunque esos ejemplos parecen evidentes, en cambios más sutiles no siempre lo vemos tan claro. Esto es especialmente importante para los hombres. No somos conscientes a veces de lo inadecuado que es ir demasiado bien o demasiado mal vestido para la ocasión.

Intenta que la ropa te quede bien. En un estudio reciente se presentaron imágenes a varias personas de dos cuerpos ( sin rostro) de un hombre, uno con un traje a medida y otro con un traje ordinario. Y se pidió que los sujetos del estudio que mirando las fotos 5 segundos valoraran diversas circunstancias ( seguridad en sí mismo, éxito, confiabilidad, salario y flexibilidad) El hombre se valoró mejor en todo salvo en confiabilidad cuando se le representó con el traje a medida. Como curiosidad también se puede añadir que las personas son salarios más altos dieron menos puntuación en todas las circunstancias al hombre tuviera uno u otro tipo de traje. Quizá ( opino yo) las personas con más ingresos están más acostumbradas a las personas con traje.

  1. Presenta unas características interiores semejantes.

No solamente valoramos positivamente la apariencia externa semejante a la nuestra, también consideramos más positivamente a la gente que tiene nuestra misma ideología, nuestro mismo nivel económico, y nuestro mismo nivel de inteligencia. Es interesante, no más inteligencia, sino un nivel de inteligencia parecido al nuestro.

  1. Usa las mismas palabras.

Estimamos más a las personas que usan un vocabulario parecido al nuestro.¿ Alguna vez te ha parecido alguien demasiado redicho o demasiado vulgar en su forma de hablar? Entonces entenderás por qué las investigaciones dicen eso.  Puede ser una muy buena estrategia tomar las palabras más características de una persona y reutilizarlas ( de forma sútil) más adelante en la conversación.

4.Usa un lenguaje no verbal adecuado.

Una gran parte de tu mensaje se transmite por tu postura, por tu mirada por tu sonrisa. Eso tienes que tenerlo suficientemente trabajado.

  1. Escuchacon atención.

A las personas les halaga ser escuchadas y les irrita no serlo. Más te vale que lo tengas en cuento.

  1. Actúa con confianza.

Te conviene eliminar todas las incomodidades físicas y psicológicas porque minarán tu confianza. Además puedes usar como hemos visto en este curso la visualización y la compasión para potenciar tu confianza.

7.Sé expresivo.

Hay un principio llamado el “halo de expresividad” por el que las personas que se comunican de una manera expresiva y animada son más valoradas que las personas cuya expresión es más difícil de conocer.  Y ello aunque lo que se exprese sea irritación. Parece que consideramos a las personas expresivas como menos amenazadoras que a aquellas personas que no sabemos como van a reaccionar.

8.Choca las manos con la fuerza justa.

Un estudio descubrió que un choque de manos flojo te puede hacer parecer pasivo. No se necesita ningún estudio para saber que apretar en exceso o dar la mano obligando a que la de la otra persona esté abajo, te hace parecer un capullo.

Evidentemente hay mucho más en el carisma y para mejorar las relaciones sociales que una buena primera impresión, pero ahora estas en el camino correcto.

No hay comentarios

Escribe un comentario